Cinco calles de Tetuán cambiarán de nombre al aplicar la Ley de Memoria Histórica

calles-tetuan-cambio-nombre

Después de varias deliberaciones y algún que otro tira y afloja, en la ciudad de Madrid se comenzará en 2016 a aplicar la Ley de Memoria Histórica, con la retirada de varios vestigios franquistas y el cambio de nombre de una treintena de calles en Madrid capital. Entre ellas, cinco del Distrito de Tetuán, todas en el barrio de Castillejos: General Yagüe, General Varela, General Orgaz, General Moscardó y Comandante Zorita. Era una medida que muchos esperaban hace tiempo, y en el primer pleno ordinario de la Junta de Tetuán, celebrado el pasado 9 de diciembre, ya se acordó, con el voto en contra del PP, la abstención de Ciudadanos y el voto a favor de Ahora Madrid y PSOE, la solicitud a la autoridad competente del cambio de nomenclatura de diversas calles con nombre franquista del distrito debido. Entre ellas, las que se van a modificar.

La noticia la ha adelantado en el pleno municipal de hoy la Concejala de Cultura y Deportes de Madrid, Celia Mayer. En este pleno también se ha aprobado la creación de un Plan Integral de Memoria de Madrid, con los votos a favor de Ahora Madrid, PSOE y Ciudadanos, y el voto en contra del PP. Las calles que cambiarán su nombre lo harán a partir del segundo trimestre de 2016. Serán las primeras en sufrir modificaciones, puesto que habrá más cambios en el callejero. El resto se conocerán cuando se presente dicho plan al completo, en el mes de abril. Los criterios de sustitución también se conocerán cuando se concrete el plan.

El resto de calles que cambiarán de nombre en Madrid serán tres en Latina (Avenida del General Fanjul y las calles General Saliquet y General Millán Astray), dos en Moncloa-Aravaca (calles del Arco de la Victoria y General Sagardía Ramos), dos en Carabanchel (calles Muñoz Grandes y General García de la Herrán), dos en Fuencarral-El Pardo (plazas del Caudillo y del Primero de Octubre), dos en Chamartín (calles Arriba España y Caídos de la División Azul), dos en Chamberí (calles General Asensio Cabanillas y General Dávila), dos en Hortaleza (calles Capitán Cortés y Estanislao Gómez), dos en Puente de Vallecas (calles Crucero Baleares y Francisco Iglesias) y otras dos en Salamanca (calles Eduardo Aunós y General Mola). También cambiarán una calle en los distritos de Arganzuela (Batalla de Belchite), Centro (Juan de Pujos), Ciudad Lineal (General Kirkpatrick), San Blas-Canillejas (Hermanos García Noblejas), Usera (Fernández Ladreda) y Barajas (Hermanos Falcó y Álvarez de Toledo).

El mecanismo administrativo que se pondrá en marcha para facilitar la información en el tiempo adecuado a los vecinos de Madrid afectados por el cambio de nombre de las calles también se detallará en el Plan Integral de Memoria Histórica. En cualquier caso, el Ayuntamiento se encargará de contactar directamente con ellos para facilitarles los trámites administrativos derivados de la modificación.

Este plan no sólo contemplará el cambio de nombre de calles, sino que también está prevista la retirada o sustitución de todo vestigio de exaltación franquista en monumentos, grupos escultóricos o elementos varios. Así que también se ha decidido que en esta primera fase se retiren diversos elementos que entran dentro de esta categoría: la lápida de José García Vara en la calle Arrieta, el monolito al Alférez Provisional  de la calle de Felipe IV, la lápida a los Caídos de Chamartín de La Rosa en la plaza de Duque de Pastrana, el monumento a los mártires de la Sacramental de San Isidro en el paseo Ermita del Santo, y la placa a los Hermanos Falcó y Álvarez de Toledo, en el distrito de Barajas.

Añadir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *